El OnBoarding como proceso de integración del nuevo personal

Publicado el 13 de Mayo 2016 a las 5:54 PM

El reclutamiento de un talento no termina en su primer día de labores ni en la etapa inductiva. Hay que involucrarlo en un proceso de integración, donde él pueda interactuar con su nueva empresa y no sentirse abandonado.

boardingprincipal.jpg

Cuando una persona inicia una nueva historia profesional en un centro de trabajo siempre presenta deseos, expectativas y una serie de pensamientos positivos, pero a la vez surge el miedo a lo desconocido y la incertidumbre de no saber si será capaz de superar los nuevos retos.

Muchas organizaciones ya utilizan el OnBoarding para que el nuevo personal se integre de la mejor forma a sus puestos de trabajo. Este esquema crea un proceso progresivo con el fin de ayudar a los trabajadores a realizar con éxito su ingreso a una nueva etapa profesional y, de este modo, pueda tomar conciencia de sus funciones desde el primer día de trabajo.

Es importante notar las diferencias entre el proceso de inducción y el OnBoarding. El primero es de carácter informativo y de una sola vía (de la empresa al empleado). En el segundo caso ocurre una frecuente interacción con el nuevo trabajador y hay una clara tendencia a evitar problemas.

Son tres los ámbitos donde ocurre este proceso de integración:

  1. El conocimiento profundo de la empresa, el negocio y de todo lo que la rodea.
  2. La cultura de la empresa y la manera de operar en el mercado.
  3. Los procedimientos de negocio asociados al puesto y las herramientas que serán utilizadas. 

Así, el ingreso del nuevo empleado incluye muchas veces sesiones de formación y de manera transversal se produce la integración social del nuevo elemento con sus compañeros, jefes directos y staff directivo.

Es importante que este proceso no solo ocurra en las posiciones juniors o mandos intermedios, sino también en los cargos directivos, quienes muchas veces se sienten abandonados al llegar a su nueva responsabilidad. Aunque tienen información de la empresa, ignoran la cultura y los procedimientos de la organización, por lo que deben sobrevivir sin ayuda durante meses.

En suma, el OnBoarding tiene como finalidad acelerar el proceso de adaptación e integración de una nueva persona a la empresa, con el fin de hacerlo más eficiente en un corto tiempo, ayudando a maximizar lo positivo y minimizar lo negativo.

¿Quieres conocer más sobre el OnBoarding? Inscríbete en el PEE Reclutamiento y Selección por Competencias de ESAN.

FUENTE CONSULTADA:

Artículo "El onboarding, la integración laboral completa", publicado por Forbes.