¿Cómo gestionar una desvinculación laboral satisfactoria?

Publicado el 26 de Mayo 2021 a las 5:51 PM

La desvinculación laboral es el proceso mediante el cual se busca dar por finalizada la relación laboral de un trabajador. ¿Cómo gestionarla con éxito para no generar inconvenientes entre ambas partes?

1500x844 _desvinculacion_laboral_legal_2021.jpg

La desvinculación laboral supone una gran responsabilidad para las organizaciones y un gran reto para los trabajadores, sobre todo en tiempos de pandemia, donde impera el desempleo y la escasez de ofertas laborales. De acuerdo a un informe presentado por el Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI), más de 706 000 peruanos perdieron su empleo durante el primer trimestre del 2021, con relación al periodo enero- marzo 2020.

Aunque la partida de un trabajador se produzca por diversos motivos, sea por decisión de la empresa o del mismo empleado, es fundamental que el proceso de desvinculación laboral se realice de forma positiva y sin contratiempos. Pero, ¿cómo lograrlo? Para ello, es necesario emplear determinadas estrategias:    

Máxima confidencialidad 

La administración y comunicación del cese debe realizarse de manera discreta; es decir, solo deben tener conocimiento de ello los ejecutivos y profesionales que participan en el proceso de desvinculación. Con esto, se evitará que el trabajador se entere a través de otras personas de su salida y se genere un escenario de incertidumbre, lo cual puede afectar el clima laboral de la organización. 

Documentar las faltas 

Cuando un trabajador comete una falta o no está cumpliendo con su trabajo, esta debe ser notificada por escrito a través de un memorándum. En él, se amonestará o suspenderá -sin goce de haberes- al colaborador, y servirá para que tome conocimiento de que no está cumpliendo con las reglas de la empresa. Además, la organización contará con antecedentes que le permitan fortalecer un futuro despido por falta grave o una negociación para obtener su cese.

Justificar las razones del despido 

Los encargados de comunicarle al trabajador sobre su despido (ejecutivos, departamento de Recursos Humanos, etc.), deben exponer y justificar debidamente los motivos y razones que ha llevado a la empresa a tomar dicha decisión, sobre todo cuando el empleado se muestre disconforme con ello. Por ejemplo, si la causa del cese es el bajo rendimiento, se recomienda implementar -semanas o meses antes- una cartilla o sistema de evaluaciones que mida el desempeño del colaborador. De esta manera, será más sencillo justificar el despido. De hecho, el 68 % de empresas a nivel mundial ya analiza el desempeño de sus empleados, de acuerdo al informe Global Talent Trends 2020, elaborado por LinkedIn. 

Muchas veces no será necesario llegar al despido pues el trabajador entenderá las razones de su salida y suscribirá el acuerdo de extinción de su relación laboral. En cambio, si el cese obedece a una causa justa prevista en la ley, como el despido, se deberá cumplir con el procedimiento contemplado en la legislación vigente para evitar riesgos legales.

Consultar con un especialista en Derecho Laboral

Muchos emprendedores, empresarios o personas naturales con negocios recurren a sus contadores para recibir asesoría en materia laboral y legal, lo que supone un grave error. Por lo general, estos profesionales no conocen las leyes ni la jurisprudencia laboral al momento de aconsejar a sus clientes, lo que -a largo plazo- puede generar contingencias legales. Por ello, es necesario que trabajen de la mano con especialistas en Derecho Laboral, pues los ayudarán a tomar decisiones que no afecten la economía y la reputación de la empresa en el futuro.

Ser respetuoso con el empleado 

El trabajador debe ser tratado con respeto, sin importar su bajo desempeño. La decisión de cesarlo debe ser transmitida de manera directa y honesta, y -sobre todo- el empleador debe estar dispuesto a escuchar las objeciones y comentarios del trabajador durante la reunión. 

Comunicar la desvinculación al resto de colaboradores 

Todos los trabajadores tienen compañeros, quienes se sentirán inquietos y preocupados por la partida de alguno de ellos. Para evitar un clima de tensión e incertidumbre, se recomienda mantener una comunicación transparente con todo el personal, explicando a grandes rasgos el motivo del cese. 

Finalmente, los extrabajadores también son embajadores de la marca, por lo que lograr un cese satisfactorio es clave para potenciar la imagen de la empresa y atraer a nuevos talentos.   

Si quieres aprender más sobre este tema, participa en el Programa de Alta Especialización en Derecho Laboral Empresarial en ESAN.

Fuentes: 

Consultado con: César Puntriano, profesor del Programa de Alta Especialización en Derecho Laboral Empresarial de ESAN.

Cómo despedir a un trabajador sin "morir" en el intento

Global Talent Trends 2020

Población ocupada de Lima Metropolitana se redujo en 14,7% en el primer trimestre de 2021

10 Tips For Terminating An Employee

TIPS FOR A SUCCESSFUL TERMINATION

¿Cómo gestionar una desvinculación laboral?

¿Vas a despedir a alguien? Estrategias de desvinculación laboral