El mercado de las bodegas, un negocio que se mantiene vigente aunque pasen los años

user-pic

Muchos creyeron que debido al crecimiento de los autoservicios, las queridas bodegas de barrio desaparecían. Nada más que un mito. Las bodegas y autoservicios atienden necesidades diferentes e incluso vienen complementándose.

Según el especialista en marketing y profesor de ESAN, Eric López Pastor, en los últimos seis años se han abierto 6,000 bodegas. Hoy llegan a la cifra de 79,000 en Lima y 160,000 en todo el país. Las bodegas no se detienen y siguen creciendo a un ritmo aproximado del 2% al año.

La principal característica de la bodega es su cercanía. Eric López indicó a Gestión que en promedio hay una bodega por manzana. Esa proximidad ayuda a las personas que no programan sus compras, ya que reciben sus ingresos económicos diariamente (el 40% de los hogares en el Perú). La idea es que cuando la economía ajuste, ahí esté la bodega.

En el 2009, debido a la crisis, los consumidores hicieron sus compras en productos y con formatos pequeños. Un ejemplo de ello fue la compra de detergente, que en volumen de ventas crecieron 6% en bodegas (250 y 360 gramos), pero retrocedieron 3% en los supermercados (de 1 kilo a más).

Sin embargo, a pesar del crecimiento, los bodegueros deben estar atentos a las nuevas exigencias del consumidor, las que se vienen dando debido a sus experiencias en los supermercados. Las tiendas que no evolucionen en servicio y tamaño irán desapareciendo. "El bodeguero no debe tener miedo al crecimiento", enfatizó López.

"En Lima, todas las bodegas en conjunto facturan en un día US$ 3 millones, con un margen bruto de 25%, mientras que los autoservicios facturan US$ 4 millones, y los mercados de abastos US$ 7 millones diarios.", agregó el especialista.

Hoy las bodegas son un elemento importante en la dinámica de la economía peruana y para reconocerlo como tal, en mayo de 2011, se creó la Asociación Pro Día del Bodeguero, instaurando el 21 de agosto como el "Día del Bodeguero". Un reconocimiento a este importante sector laboral para la economía y la sociedad.

Marketing bodeguero

  • Una buena bodega debe tener nombre propio. Darle connotaciones más personalizadas como Juanita, Don Lucho, etc., serán importantes para una mejor recordación.
  • El que tiene una tienda que la atienda. Así de simple. La gestión de una bodega debe incidir en la atención. Atender un mínimo de 15 horas diarias y seis días a la semana. ¿Delivery? Porque no.
  • La exhibición y el surtido de productos son claves teniendo en cuenta que el 60% de compras es por impulso.

"La bodega debe otorgar una experiencia placentera en cada visita. Tener una personalidad divertida, una identidad. La bodega debe ser como un amigo que siempre está dispuesto a escucharte y servirte", recomendó el profesor López.



Auspicios