"El MILA requiere mayor compromiso de los gobiernos"

user-pic

¿Qué debe suceder para que se desarrolle el Mercado Integrado Latinoamericano (MILA)? Para Diego Agudelo, profesor de la Semana Internacional de ESAN, este mercado, que agrupa a las bolsas de Colombia, Chile y Perú, requiere del impulso de sus gobiernos tanto a nivel macroeconómico como microeconómico.

mercado_bolsa_valores.jpg ¿Qué futuro le ve usted al MILA? ¿Cómo desarrollarlo?

El MILA me parece una iniciativa muy acertada por parte de las bolsas de valores de Bogotá, Santiago y Lima, porque se busca que como región tengamos una masa crítica interesante en un contexto financiero internacional cada vez más exigente.

El tamaño de estos mercados es pequeño. Si juntamos las tres bolsas superamos en capitalización bursátil a México, pero no en volumen de transacción; y definitivamente estamos muy por debajo de Brasil. Por lo tanto, me parece una gran iniciativa que se estén dando pasos hacia la integración.

Para que funcione el MILA se requiere un mayor compromiso de los gobiernos y de las instituciones financieras, de modo que los fondos de inversiones de Colombia compren más en Perú y en Chile, y los de Chile en Perú y Colombia, y los de Perú en Chile y en Colombia. Se necesita que las inversiones institucionales grandes, los fondos de inversión y de pensiones, tengan estímulos y posibilidades de negociar en las bolsas de los demás países. Esto es a un nivel macro.

A un nivel micro se requiere que haya homogeneidad en la regulación y en el manejo impositivo. Entiendo que aquí en Perú hay un impuesto a las ganancias de capitales, lo cual no existe en Colombia, pero también en este país se habla de aplicar un impuesto a los dividendos que no existe en ninguno de los otros dos países. Esos son medios que no ayudarían a una integración.

También está el tema de las divisas. Hacer transacciones con las monedas de los tres países no es fácil, pues todo pasa a través del dólar. Un gran empuje que se le podría dar a este mercado es que hubiera transacciones directas entre el sol peruano, el peso chileno y el peso colombiano, sin el dólar de por medio.

¿Qué composición de cartera recomendaría usted para invertir en el largo plazo, considerando instrumentos regionales como bonos, acciones, entre otros?

Soy optimista en cuanto a los mercados de Perú y Colombia en el largo plazo. Hay que aclarar que estamos en una coyuntura financiera complicada a nivel internacional con la crisis en Europa. Con el descenso de los precios de los commodities hay mucha incertidumbre en el mediano plazo. Pero a largo plazo los mercados accionarios han demostrado históricamente ser la mejor inversión siempre y cuando la economía de un país sea manejada de manera sana, como ha sido el caso de los tres países que integran el MILA.

Con las acciones colombianas tendría una apuesta de largo plazo. A Perú también lo veo muy interesante, pero a Chile lo veo un poco caro en el corto plazo, de modo que buscaría en el mediano plazo un mejor punto de entrada para este mercado.

En la región latinoamericana, ¿cuáles son las acciones más atractivas?

Todo depende del perfil del inversionista. Si es un inversionista conservador tenemos los blue chips de Chile como Cencosud y Falabella que son inversiones interesantes; o los bancos de Colombia que son bastante sólidos: Bancolombia y Banco de Bogotá. También Ecopetrol, que es la petrolera más grande de Colombia. Es una inversión segura e interesante a largo plazo. Pero si el perfil es un poco más especulativo entonces buscaríamos invertir en las mineras de Perú y también en otras petroleras menores de Colombia como Pacific Rubiales.

¿Coincide usted con los analistas que estiman una caída en los resultados corporativos de las empresas norteamericanas en general, ya que el segundo trimestre no fue acompañado con buenos datos macroeconómicos ni medidas efectivas para aplacar la crisis de deuda en la Eurozona?

sumillas_mila_agudela.jpgYo diría que estamos en una zona en la que cualquier cosa puede pasar. Si el panorama en España y Italia empeora, el escenario no sería nada favorable. Esperaríamos una caída de la demanda a nivel mundial, un aumento en la aversión al riesgo, que el desempleo en Estados Unidos aumente, con lo cual también habría un problema de demanda interna.

En este momento no soy ni optimista ni pesimista. Diría que hay que esperar la evolución de Europa. No es un buen momento para pretender ganancias en el corto plazo. Sin embargo, sí puede serlo para el largo plazo en ciertos mercados donde sus ganancias fundamentales estén fuertes y los precios bajos.

¿Cree usted que el MILA tendrá un mayor desarrollo? ¿Invertiría en la compra de acciones de empresas de Chile y Colombia mediante este mercado integrado?



Esta entrada contiene una entrevista a:
Diego Agudelo, PhD
Profesor Titular e Investigador del departamento de Finanzas de la Universidad EAFIT. PhD en Finanzas de la Universidad de Indiana, MBA e Ingeniero mecánico de la Universidad EAFIT. Becario Fulbright 2002.
Profesor de la XXV Semana Internacional de ESAN
Auspicios