Endeudamiento óptimo o prudente: ¿qué variables ponderar?

user-pic

¿Cuál es el endeudamiento o estructura de capital óptima de una empresa? ¿Cómo determinar dicha relación óptima entre deuda y capital en la práctica? Lamentablemente, la teoría financiera no tiene una respuesta clara para esta pregunta.

Ante la ausencia de un modelo matemático que pueda determinar exactamente el nivel de endeudamiento adecuado, se cuenta con una serie de criterios estructurales que ayudan a estimarlo en parte. Estas variables pueden ser divididas en dos grandes grupos: los tradicionales1 y los costos de quiebra o de insolvencia financiera. Dejaremos estos últimos para un próximo artículo para pasar en el presente a ocuparnos de los primeros.

Ciclo económico y nivel de actividad de la empresa

Mientras más influenciadas estén las ventas de una empresa por el ciclo económico, menos endeudamiento se debería tener ya que, en situaciones de estrés (por ejemplo una recesión), la empresa verá menguada enormemente su capacidad de generar flujos por operaciones con qué pagar su deuda, y por lo tanto lo prudente sería tener menos servicio de deuda que pagar durante dichos periodos.

Volatilidad y predictibilidad de los flujos

Mientras menos predecibles sean las ventas y los flujos de caja operativos, menos deuda se debería asumir. Por ejemplo, tenemos el caso de las empresas pesqueras. Este sector está influenciado por los fenómenos naturales (por ejemplo el fenómeno del niño y la niña), las vedas, etc2.  Si una empresa tiene uno o pocos clientes que le representan una parte importante de sus ventas, también debería ser muy prudente en sus niveles de deuda. Ante la pérdida de estos su capacidad de pago se deteriorará en automático.

Respaldo económico

Una empresa que pertenece a un grupo económico grande y con fuertes espaldas financieras, podría endeudarse más. Si en algún momento tiene problemas para  cumplir con su servicio de deuda podría recurrir por ejemplo a préstamos de otras empresas del grupo, a aportes de capital de sus accionistas u otras empresas del grupo y/o a mayores préstamos bancarios gracias al "respaldo" y "garantías" del grupo económico como un todo.

Endeudamiento óptimo y benchmarking

Otra variable a tener en cuenta es el nivel de endeudamiento de "mercado". Es necesario  analizar los niveles el endeudamiento promedio de toda la  industria así como observar las políticas y los niveles de endeudamiento de los líderes de la industria, de las empresas más longevas de la industria3 (y que probablemente han pasado y sobrevivido a las diferentes crisis y toda clase de situaciones de estrés) y de los competidores directos o más parecidos. Esto es una referencia de partida importante.

Proyecciones financieras y capacidad de pago

La capacidad de pago futura es otra variable a considerar. Es importante que las empresas realicen proyecciones financieras de mediano y largo plazo, a fin de determinar, a través de la proyección de sus indicadores de capacidad de pago4, el máximo endeudamiento posible y aceptable. En estas proyecciones se debería analizar escenarios de estrés a fin de estimar un nivel de endeudamiento prudente.

sumillas_aguirre_endeudamiento.jpg Impuestos y amenaza de adquisición

Estas son razones muy comentadas en la literatura financiera. Si una empresa tiene muchas utilidades y está pagando por lo tanto mucho impuesto a la renta, tal vez le sea conveniente en términos de creación de valor y ahorro de impuestos, utilizar más deuda a fin de reducir la base imponible por el gasto de intereses. Ahora, si una empresa es el objetivo de una compra apalancada o LBO, tomar deuda la hace menos apetecible para este tipo de operación.

Cada empresa, en función del tipo de economía en que opera, del tipo de industria y entorno competitivo y de su estrategia y posición competitiva, deberá finalmente ponderar cada una de las variables existentes a fin de determinar un endeudamiento prudente. Asimismo, a la hora de tomar una decisión se debe tener en cuenta cómo estas variables se refuerzan, neutralizan o se influyen unas a otras.

¿Conoce usted otras variables que se deberían tener en cuenta a la hora de definir el nivel de endeudamiento?

------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

1 Les llamo tradicionales por cuanto son los criterios más conocidos o discutidos.

2 Estas empresas junto con los bancos han sabido adaptarse a estas condiciones. Por ejemplo, existen préstamos bancarios de mediano y largo plazo donde se ha estipulado que de presentarse un fenómeno del niño, la empresa no paga nada o solo intereses.  

3 Una característica común de las empresas longevas es su poca dependencia de endeudamiento externo.

4 Por ejemplo, tenemos los ratios de cobertura EBITDA/Intereses, EBITDA/Servicio de Deuda, Deuda/EBITDA, etc.



Esta entrada contiene un artículo de:
Carlos Aguirre
Profesor del área de Finanzas, Contabilidad y Economía. Maestría en Finanzas, ESAN. Economista. Programas de especialización en Finanzas, en Regulación Económica de las Telecomunicaciones y en Administración Bancaria.
Profesor de la Maestría en Finanzas de ESAN.
Auspicios