Franquicias: sé uno del 2 % de los osados

user-pic

Cada vez es más común que las personas piensen en algún momento de su vida en aventurarse en un negocio propio. Las franquicias aparecen entonces como una opción interesante, pero ¿qué implica en realidad este tipo de negocio?

1500x844_franquicias.jpg

Cada vez es más común que en algún momento de la vida la mayoría de las personas piensen en aventurarse en un negocio propio. En este contexto, los modelos de franquicia representan una gran oportunidad, lamentablemente, como lo menciona el estudioso Mark Laughlin en su libro ¿Cómo ser exitoso en el negocio de las franquicias?, solo un 2 % de las personas se aventuran a cumplir el tan deseado sueño mientras que, el 98 % restante no lo hace debido a presiones, sugerencias de terceros o temor a no tener un salario mensual garantizado.

Como toda industria, la de las franquicias ofrece muchas oportunidades de inversión en compañías de diferentes sectores. Se estima que las franquicias vienen creciendo a doble dígito por año, lo cual las coloca como un modelo a evaluar por quienes se consideran potenciales emprendedores. Sin embargo, es importante tener en cuenta que en las franquicias debe analizarse más que el retorno de la inversión o el amor por el sector o producto, antes de aventurarse en ella. Sin el correcto vínculo entre el modelo de franquicia y las pasiones, habilidades, estilo de vida y aspiraciones económicas se podría incurrir en una desafortunada inversión.

¿Por qué tomar en cuenta una franquicia?

Bien elegido, el modelo de franquicia puede reducir el riesgo de fracasar debido a que se adquiere el "know how" del franquiciador del mismo modo que el soporte de este. Se reciben además capacitaciones constantes, accesos a economías de escala, sistemas de evaluación y controles operativos, accesos a campañas de marketing exitosas además de pertenecer a una red amplia de otros franquiciadores que seguramente brindan apoyo a todo nuevo que se aventure en ellas. 



El modelo de franquicia puede reducir el riesgo de fracasar debido a que se adquiere el "know how" del franquiciador.

Si se considera, según un informe del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INGEI), que el 65 % de los negocios fracasan por ingresos insuficientes, el 48 % por falta de indicadores, el 44 % por falta de procesos de análisis o planeación deficiente y el 43 % por problemas de ejecución, al adquirir una franquicia se resolverían cuatro de los puntos antes mencionados y se dejaría solo el de ingresos insuficientes como razón del probable fracaso. Con todos estos datos ¿no es el modelo de franquicia una buena opción para evaluar?

Recomendaciones al emprendedor

A aquellos que se animen a pertenecer al 2 % y emprender la aventura del tan soñado negocio propio recomiendo algunos pasos a seguir para disminuir el riesgo a fracasar.

  • Realizar una autoevaluación financiera muy consciente. Se debe tener presente que aventurarse en un negocio propio requiere una inyección de capital que en muchos casos puede tener que realizarse hasta por un año. Se trata de dinero que muchas veces saldrá de ahorros propios.
  • Asegurarse de que los miembros de la familia aprueben la aventura del negocio propio y que conozcan los riesgos que este implica. Recuerde que se quiere un negocio para la mejoría de la familia no para que este termine por apartarla.
  • Identificar su perfil personal. ¿Qué tan arriesgado, analítico, organizado es? Antes de emprender entienda sus fortalezas y áreas de oportunidad.

Es importante conocer cómo funciona el modelo de las franquicias, los pasos que se siguen, lo que se debe esperar y negociar además del cómo debe hacerse. Recuerde que un paso importante para el éxito es asesorarse.   

Auspicios