Doppelgänger, obtención de datos en redes y seguridad en información de menores

user-pic

La información personal que administran las redes y otras plataformas abastece simuladores de preferencias sobre hábitos de consumo, prioridades, gustos y costumbres de cada individuo, que permite generar algoritmos con sus preferencias. No obstante, deben tenerse reglas específicas cuando se trate de información de menores de edad.

1500x844_redes_datos_informacion.jpg

El concepto de doppelgänger alude al término que se utiliza en el folclore germánico para describir la supuesta existencia de un gemelo o doble que todos tendríamos y que coexiste con nosotros en un plano distinto: tiene nuestros mismos gustos y características. 

Información y más ventas

Con el crecimiento del uso comercial consentido de información personal de usuarios, las empresas tienen hoy la posibilidad de potenciar sus ventas mediante el conocimiento a detalle de los hábitos y las preferencias de sus clientes y compartiendo parte de esta información con terceras plataformas. Esta data no necesariamente se centraría en los productos ofrecidos, sino que podría usarse para determinar más de un interés del usuario y proveer de mayor información al perfil creado.



Es importante revisar el acceso otorgado de forma voluntaria y gratuita a diferentes operadores, sobre todo si son datos de menores de edad.

Con esta información, las empresas comerciales pueden acceder a conocimiento valioso que no solo les permite identificar los productos y servicios que serían plausibles de causar interés a ciertos individuos, sino que también pueden anticiparse a los gustos y preferencias de estos usuarios. Incluso pueden descartar, de forma adelantada, ofrecer los productos que, según los algoritmos, tendrían menos porcentaje de aprobación. 

Bajo este mecanismo, las empresas proyectan niveles de venta futuros, según la información que arroje el algoritmo para cada usuario, y reducen los riesgos de pérdidas. Mientras más similar al doppplegänger virtual, mayores serán las probabilidades de éxito. La autorización de acceso a la información solo debería ser otorgada por personas con capacidad para otorgar este derecho. Por ejemplo, los menores de edad no tienen esa facultad. 

Protección de datos personales

Hace poco, la empresa TikTok (antes, Musical.ly) ha sido acusada en Estados Unidos por supuestamente hacer seguimiento de información de menores de edad, sin tener el consentimiento expreso de los padres. Este proceso concluyó con el pago de 5.7 millones de dólares por concepto de penalidades. Se trata de una de las sumas más altas relacionadas con este nuevo tipo de incumplimiento. 

Las normas de protección de datos personales tratan de garantizar el derecho a la privacidad, al restringir el uso y transmisión de información sensible o confidencial en las empresas que la administran, bajo consentimiento de los usuarios. 

Es importante revisar el acceso otorgado de forma voluntaria y gratuita a distintos operadores, sobre todo si son datos de menores de edad. El mismo cuidado deben tener las empresas que administran esta información. Los menores de edad deben recibir un trato distinto y privilegiado, porque lo desconocen. ¿Cómo debería gestionarse este tipo de información? Compártenos tus sugerencias.

Auspicios