Economía peruana: ¿Cómo lograr el crecimiento para el 2050?

user-pic

Para el 2050, China, India, Indonesia y Brasil proyectan ser potencias mundiales. Los países emergentes crecerán económicamente. Sin embargo, ¿Esa tendencia aplicará para el Perú?

1500x844_economia_peru.jpg

Según PwC, para el 2050 la economía duplicará el tamaño que tenía el 2017. Ello se debe al crecimiento de los países emergentes E7, gracias al mantenimiento de políticas de crecimiento económico y demográfico. La participación de este grupo en el producto bruto interno (PBI) mundial, que sumó 35 % al cierre del 2018, llegaría al 50 % en el 2050, y China sería el país que concentraría hasta un 20 %. 

La población mundial para el 2050 llegaría a 9700 millones de personas, frente a los 2000 millones que hoy se registran. En este contexto, India desplazaría a China como el país más poblado, ya que las políticas de natalidad aplicadas en este último reducirían su población hasta en 25.7 %. A ello debemos sumar que el crecimiento poblacional en India se ha mantenido en 6 % durante los últimos años. 

 

Captura.JPG

Líderes mundiales

En función al PBI, China obtendrá el liderazgo económico y desplazará a Estados Unidos, pese a la guerra comercial que protagonizaron el año pasado. Las proyecciones favorables se deben a la mayor inversión pública en telecomunicaciones, energía y banca. A ello se suma la industria manufacturera moderna, tecnológica y diversa, motor principal de su crecimiento, que apalanca el comercio exterior y la inversión privada.



El segundo lugar será ocupado por India, gracias a su manufactura, construcción y expansión agrícola, así como la democracia política y un crecimiento poblacional constante que le permitirá desplazar a Estados Unidos hasta el tercer lugar. El cuarto puesto será ocupado por Indonesia, cuyo sector industrial concentrará el 40 % de su PBI nacional, mientras que el rubro de servicios agrupará hasta un 44 %. 

Entre los servicios ofrecidos por Indonesia destacan los destinados a la banca y el turismo, que representarán una alta ventaja comparativa. Brasil, México, Turquía, Arabia Saudita y Vietnam también crecerán gracias a la industrialización, la inversión pública y privada, mientras que Nigeria, Egipto, Malasia y Sudáfrica se expandirán demográficamente y por industrialización. 

Contexto nacional

Al cierre del 2018, el PBI del Perú creció 3.99 %. A pesar de este escenario, el Banco Central de Reserva del Perú (BCRP) mantuvo su proyección de cierre para ese año en 2.7 %, 0.7 % menor a lo que proyectó para el 2018, debido al bajo desempeño de la minería y la manufactura. 

Nuestra economía aún depende, en gran medida, de la minería y la exportación de productos tradicionales. Ello nos condiciona ante la coyuntura económica de nuestros socios comerciales, con quienes ya hemos suscrito tratados de libre comercio (TLC), a excepción de los países africanos. 

Para el 2050, el Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI) proyecta un aumento demográfico de 37 %. Aun así, para el 2100, descenderíamos del puesto 33 al 39. Al igual que Indonesia, contamos con un vasto capital de recursos naturales y centros turísticos que serán nuestros pilares de desarrollo y crecimiento. 

Para que esta proyección sea una realidad, se necesitan políticas estatales de inversión, desarrollo empresarial, innovación tecnológica, industrialización, educación para impulsar mayor capital humano de trabajo y desarrollo del sector de servicios y bancario. Solo así seremos una economía manufacturera, industrializada y moderna. 

El Perú solo crecerá al ritmo de los otros países emergentes si ejecuta planes a largo plazo que reestructuren el modelo económico actual. Es preciso definir las estrategias que se seguirán para lograr este objetivo, según el escenario en que nos encontremos y los retos que asumamos, apoyados por un estilo jerárquico, mediante un foco múltiple y un estilo integrador. ¿Qué otros requisitos se necesitan para asegurar el crecimiento? Déjanos tu opinión.

Auspicios