ESAN en los medios

Comercio, ¿Estados Unidos regresó?

Publicado el 9 de Febrero 2021 a las 3:23 PM

María Rosa Morán, profesora del MBA de ESAN, analizó en El Peruano cómo la administración de Joe Biden repercutirá en las políticas de comercio internacional de Estados Unidos para los próximos años. También reflexionó sobre cómo recuperará el multilateralismo en una era marcada por la pospandemia.

750x422_comercio_estados_unidos_regreso.jpg
Imágenes: Andina

La Organización Mundial del Comercio (OMC) suspira aliviada. Con la salida de Trump, el regreso de Estados Unidos a la cordura y al multilateralismo es inminente. Esto quedó claro con las primeras declaraciones del presidente Joe Biden y su equipo, quienes reafirmaron su intención de abandonar la preferencia nociva de su predecesor por el unilateralismo.

Si bien la política comercial no es el foco de las prioridades inmediatas de la administración Biden y es probable que no surjan nuevos acuerdos comerciales en el corto plazo, el nuevo habitante de la Casa Blanca sabe que el comercio internacional será una pieza importante para abordar los desafíos que enfrenta el país en la era pospandemia.

Mientras tanto, en Ginebra y el resto del mundo globalizado resurge el optimismo en un sistema fuertemente golpeado por los recurrentes e intensivos ataques. Los desafíos actuales no dejan mucho margen para celebrar: urge revitalizar la economía mundial en un contexto complicado, en el que todavía no se ve, aun cuando estamos seguros de que sí la hay, ¡una luz al final del túnel!

La pregunta es cómo la administración Biden puede restaurar el multilateralismo. El trauma económico experimentado por Estados Unidos y la gran mayoría de los países hace casi inverosímil adoptar un enfoque comercial más multilateral. La prioridad mundial obvia será la recuperación pospandémica, en un escenario en que las economías en desarrollo carecen de recursos para programas de reactivación significativos. El mensaje que debe calar, y de forma muy profunda, es que esta recuperación no será exitosa en ningún lugar hasta que lo sea en todas partes.

Sin duda, el mundo necesita una nueva política comercial de Estados Unidos, pero pese a las buenas intenciones de Biden, parece poco probable un cambio efectivo a corto plazo. La nueva administración enfrenta muchos obstáculos sembrados por su predecesor, desde ataques a la institucionalidad de la OMC pasando por guerras comerciales provocadoras y la vuelta a aranceles proteccionistas.

En estas circunstancias, parece improbable que se produzcan variaciones importantes. En ausencia de un cambio estructural en la política estadounidense, quizá lo mejor que podemos esperar es una especie de calma chicha.

Lea el artículo completo aquí.
Fuente: El Peruano

Notas recientes de Conexión ESAN ver todo »