¿Cómo incentivar la producción de ideas en los proyectos?

Publicado el 5 de Noviembre 2018 a las 9:00 AM

Antes de planificar las estrategias, soluciones ante riesgos y otros factores dentro de un proyecto, es importante agrupar las ideas valiosas de todos los miembros del equipo de trabajo.

1500x844_ideas_proyectos.jpg

En todo proyecto existe un proceso de gestión, transformación y realización del producto final. Nada de ello es posible sin las ideas preliminares que forjen una base para saber qué desarrollar, cómo hacerlo y con qué recursos. Por ello, el equipo de trabajo encargado debe producir diversas ideas que potencien la realización de diferentes aspectos: desde el nombre del proyecto, hasta la planificación y la estrategia. Pero, ¿cómo incentivar esta producción de ideas?

De acuerdo con Vicente Granadino, docente del Diploma Internacional en Gerencia de Proyectos de ESAN, promover la generación de ideas requiere dedicar tiempo y recursos. "Las organizaciones deben atreverse a otorgar espacios para reinventarse y replantear sus objetivos de forma periódica. El reto actual es ser capaces de renovarse continuamente sin que existan crisis previas que lo justifiquen", señala el especialista. Además, brinda algunas pautas para lograrlo:

  • No reducir la producción de ideas solo al campo de la innovación tecnológica. Es necesario preocuparse en mejorar los procesos, la atención y la experiencia de los clientes.
  • La clave es considerar que la capacidad para generar buenas ideas no es algo innato. "La creatividad se aprende", señala el experto. Se deben dedicar recursos, tiempo y capacitación en ello.
  • Un método útil será formar un equipo de profesionales encargados de facilitar, dinamizar o promover la creatividad e innovación en la empresa.

"Por supuesto, la cultura de la organización, que nace principalmente desde la alta gerencia, debe fomentar la creatividad. Esto es esencial para promover la emocionalidad y la motivación para incentivar ideas", destaca Granadino. 

Por otro lado, Roque Rabechini Junior, también docente de ESAN, enfatiza acerca del uso de una técnica llamada BWP (Brain Writting Pool). "Es una herramienta para estimular la creación de nuevas ideas en un grupo y puede desarrollarse en tres etapas", señala el académico. Estas son las siguientes:

  • La primera etapa se refiere a la formación del grupo y la presentación del objetivo de la idea. Cada miembro del equipo escribe en una hoja o en su computadora cualquier idea sobre el tema propuesto, sin restricciones e identificación (de manera individual).
  • En la segunda fase se cambian las hojas entre los miembros para que puedan tener más ideas, pero es esencial evitar las críticas. Es posible complementar cada una de las propuestas.
  • En la etapa final se cuentan todas juntas sin redundancias y se analiza cada una de ellas.

Una vez terminada la producción de ideas, se necesita identificar si estas tienen el potencial para concretarse. Para ello es importante realizar un análisis previo y una evaluación que determine si la idea está alineada con los objetivos estratégicos de la empresa en base a determinados criterios: comerciales, financieros, técnicos, etc

De esta forma, al cultivar una cultura de innovación y creatividad en la organización, se promoverá el desarrollo de ideas. En respuesta, nacerán los proyectos que generen valor y aseguren el crecimiento de la compañía.

Si quieres saber más sobre este tema, participa del Diploma Internacional en Gerencia de Proyectos en ESAN.

También puedes leer:

Fuentes:

Entrevista a Vicente Granadino y Roque Rabechini Junior, docentes del Diploma Internacional en Gerencia de Proyectos de ESAN.

SEAS. "¿Es la idea lo más importante?".

Project Management Institute. "Motivation in project management".