Inversión en salud: Hacia la transformación digital del sector

Inversión en salud: Hacia la transformación digital del sector

En el 2022, de los S/5 800 millones disponibles para inversión pública en salud, se dejó de ejecutar S/1 800 millones, especialmente por parte de los Gobiernos regionales y locales. A ese ritmo, ¿qué le espera al sector en este 2023?

Por: Juan Jorge Rodríguez Abad el 28 Marzo 2023

Compartir en: FACEBOOK LINKEDIN TWITTER WHATSAPP

Imagen: Andina / Difusión

Puno, epicentro de los recientes reclamos, dispuso para invertir en salud S/683 millones durante el periodo 2019-2022. Sin embargo, su Gobierno regional dejó de ejecutar más del 50% y, aun así, cuenta con un presupuesto de S/251 millones para el 2023. ¿Por qué el reclamo y la insatisfacción de los compatriotas de Puno se dirige al Gobierno Central cuando es muy probable que la causa del problema radique en sus autoridades regionales?

Predictibilidad en las inversiones

Según el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) y el Ministerio de Salud (Minsa), la brecha de infraestructura en el sector salud es de S/27 000 millones a cinco años. Asimismo, 97% de las postas, centros de salud y hospitales públicos de todo el país no tienen la capacidad suficiente para atender la demanda.

En un nuevo intento por darle predictibilidad a las inversiones en medio de un escenario de financiamiento limitado por una brecha tan enorme, en octubre del 2022, el MEF publicó la segunda versión del Plan Nacional de Infraestructura para la Competitividad (PNIC-2). Este incluyó 22 proyectos de salud por S/7 470 millones. En la primera versión, publicada en el 2019, el sector salud no fue considerado.

De los 22 proyectos, seis son en Lima Metropolitana y 16 en provincias de nueve regiones. Además, sólo dos son para el primer nivel de atención en salud (PNAS) y 20 son para el segundo y tercer niveles de atención (hospitales). En el PNAS, sólo uno interviene en una Red Integrada de Salud (RIS). El fortalecimiento de la atención hospitalaria es importante para resolver los problemas de mayor complejidad que el PNAS no puede resolver. Sin embargo, entre 70% y 80% de la demanda por atención de salud es de baja complejidad y, como máximo, 30% es de mediana o alta complejidad.

Para fortalecer el PNAS, el Minsa ejecuta el Programa de Inversión de Creación de Redes Integradas de Salud (PCRIS) con 11 proyectos de inversión por un monto superior a S/1 200 millones, provenientes de préstamos del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y el Banco Mundial (BM). A la fecha, el PCRIS/Minsa está recuperando el tiempo perdido y empezó a ejecutar contratos por más de S/100 millones para contribuir con la implementación del modelo de RIS, base de la Política Nacional Multisectorial de Salud al 2030. Sin embargo, sólo uno de los 11 proyectos fue considerado en el PNIC-2.

Luego de producirse la cuarta sucesión presidencial de manera constitucional y con nueve ministros de Salud en menos de tres años, queda pendiente confirmar si el PNIC-2 en salud seguirá vigente, se actualizará otra vez o ya no será tomado en cuenta. Se debe considerar que, para el 2023, se dispondrá de S/5 000 millones presupuestados para la inversión pública en salud.

¿El fortalecimiento de la oferta principalmente hospitalaria seguirá siendo la solución para reducir de manera significativa la brecha en la atención de demanda en salud?

La brecha persistente de atención en salud

Según datos del Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI) al 2022, se estima que 83 de cada 100 personas que se enferman no son atendidas en servicios de salud públicos ni privados ya sea a nivel urbano o rural. ¿Qué hacer para cerrar esta brecha?

El financiamiento existe y los recursos humanos en salud también. Según el Minsa, en el 2021, el país se acercó a los 44 profesionales de salud (entre médicos, obstetrices y enfermeras) por cada 10 000 habitantes, que es el estándar mínimo sugerido por la Organización Mundial de la Salud (OMS). Sin embargo, es probable que su distribución y productividad aún no sean las más adecuadas en el país.

Es impostergable resolver la triple C en los tres niveles de Gobierno:

  • Las Competencias de los nuevos funcionarios regionales, locales y a nivel nacional para gestionar la inversión social.

  • La Continuidad de los funcionarios adecuados, de las políticas y del planeamiento de las inversiones en salud.

  • La Corrupción que contribuye a una inadecuada gestión de la inversión en salud. Se debe recuperar los valores en los funcionarios, en paralelo con un control más efectivo.

Transformación digital del sector

Es evidente que el cierre de la brecha en infraestructura de salud tomará casi una década al ritmo de ejecución del último quinquenio. En tanto ello ocurre, la pandemia demostró que los servicios digitales de salud son una alternativa factible y escalable para ampliar la cobertura de atención con rapidez.

Una parte de los casi S/2 000 millones anuales que no se invierten en salud sería suficiente para implementar servicios digitales de salud masivos y personalizados aprovechando la disponibilidad de software y activos tecnológicos (banda ancha nacional y regional, 40 millones de teléfonos móviles, computadoras, laptops, tablets, servidores y uso de la nube). En paralelo, impulsar el cambio de cultura respecto a la gestión y operación de los servicios de salud en un escenario mixto de atención presencial y virtual.

Con la incorporación masiva de servicios digitales para la promoción, prevención y recuperación de la salud, se puede afirmar que los ciudadanos accederán a redes verdaderamente integradas de salud y de carácter público-privadas. Asimismo, recibirán una atención realmente centrada en el ciudadano 24/7, en la palma de su mano (vía su teléfono móvil) y con información de su salud integrada en su historia clínica electrónica a lo largo de su curso de vida.

Más de veinte años de historias exitosas de salud digital en el país, reforzadas con lo ocurrido durante los tres años de pandemia, son una nueva oportunidad que no se puede desaprovechar.

¿A qué otros aspectos consideras que debería destinarse el presupuesto de inversión en salud? Déjanos tu opinión.

Aprende más con los programas del área de salud que ESAN tiene para ti.

Una parte de los casi S/2 000 millones anuales que no se invierten en salud podría destinarse para aprovechar mejor el software y los activos tecnológicos disponibles en favor de una mejor atención de salud al ciudadano.

Juan Jorge Rodríguez Abad

MBA por ESAN con mención en Finanzas, médico-cirujano de la Universidad Peruana Cayetano Heredia, diploma en Gestión de Tecnologías en Salud de la Universidad Católica del Perú y certificado en proyectos de salud INDES-BID.

Docente de posgrado en salud desde el año 2001. Actualmente enfocado a la docencia en la gestión integral de proyectos de salud, en la Universidad ESAN y la Universidad Peruana Cayetano Heredia.

31 años de experiencia profesional en los sectores público y privado, incluyendo la gestión del ciclo de las inversiones en salud y desarrollo social, así como de innovaciones con Salud Digital, en Perú y otros países de Latinoamérica. Ha participado activamente en programas y proyectos de salud con financiamiento público, privado, con cooperación internacional y en proyectos de innovación.

En los últimos 10 años, ha sido consultor especializado en proyectos de APP en salud y actualmente brinda asistencia técnica en la Agencia de Promoción de la Inversión Privada (PROINVERSIÓN).

Otros artículos del autor

La salud en el Perú aún tiene remedio: Más asociaciones público-privadas en salud

30 Abril 2024

En los últimos 15 años, las políticas de gobierno han planteado de manera reiterada la participación del sector privado en el desarrollo social del país, incluido el sector salud, cuya situación aún es crítica. Casi el 100 % de los 9000 puestos, centros de salud y hospitales públicos presentan una inadecuada capacidad instalada y principalmente han sido manejados bajo gestión pública. Urge la mejora de  su gestión, siendo una alternativa  la mayor participación del sector privado, vía las asociaciones público-privadas (APP).

  • Actualidad
  • Salud

Inteligencia artificial: Por una salud más inteligente en el Perú

30 Junio 2023

En los últimos meses se ha publicado mucha información sobre la inteligencia artificial (IA) y sus aplicaciones en diversos campos como la salud. Se pronostica que el mercado global de IA en salud podría ascender hasta los USD 222 billones para el 2031. ¿Cuán factible es su implementación para mejorar los servicios de salud en el Perú?

  • Actualidad
  • Salud

Salud en las regiones: Panorama del 2023 al 2026

16 Diciembre 2022

Los gobernadores regionales recién electos tienen grandes retos en la gestión de las redes de salud de sus jurisdicciones, incluyendo bajos niveles de ejecución de inversiones para sus servicios públicos de salud.

  • Actualidad
  • Salud